El defensor uruguayo del Atlético de Madrid José María Giménez aseguró que el partido de este martes seis de diciembre contra el Bayern Múnich hay "mucho en juego", en tanto que los 2 equipos se juegan el "prestigio" si bien la clasificación a los octavos ya esté asegurada para los dos.

"Aunque ya no precisamos puntos para la clasificación es cierto que hay mucho en juego, el prestigio de cada uno de ellos. Siempre y en todo momento es esencial ganar y será un bonito partido para jugarlo y para gozarlo", declaró el central charrúa en un vídeo del club. De ganar en el Allianz Arena el Atlético podría cerrar una fase de conjuntos inmaculada, con 6 triunfos en 6 partidos disputados, un reto "bastante bonito" para Giménez, teniendo presente los contrincantes de este conjunto D.

"Sabíamos que el PSV siempre y en todo momento riña el torneo en su país, el Bayern que es aspirante a ganar la Liga de Vencedores, el Rostov del que no imaginábamos tan buen futbol, que hizo complicado cada partido a todos y cada uno de los contrincantes. Le pudo ganar al Bayern y a nosotros prácticamente nos mata la celebración, creíamos que iba a ser un contrincante alcanzable y nos dimos cuenta que no. Eso muestra la calidad y el nivel de la Champions", recordó Giménez.

El defensor uruguayo, que perdió la titularidad al final de la época pasada por su compañero montenegrino Stefan Savic y tuvo lesiones a lo largo del comienzo de esta campaña, ha encadenado 3 partidos en el once inicial, 2 en Liga y uno en la máxima competición europea. "Contento en lo personal por el hecho de que estos últimos partidos he tenido la titularidad en el equipo. Intentar continuar este camino, proseguir medrando individualmente para asistir al equipo: ese es el camino para proseguir medrando", aseguró.